lunes, 20 de enero de 2014

San Valentin

En menos que nos demos cuenta llega el día de San Valentin, día de los enamorados.

Por un lado no me gusta la obligación consumista de regalar por regalar y menos para demostrar amor cuando el amor se demuestra día a día, a mi parecer. Pero por otro lado, es una escusa para salir de la rutina y hacer algo especial, si nos apetece con nuestra pareja.

A mi por ejemplo, me apetecía hacer un muñeco de Cúpido con la técnica amigurumi. Claro que es mas fácil pensarlo que hacerlo.


Armándome de paciencia y después de hacer y deshacer unas cuantas veces las piezas, el resultado final es este Cúpido que os muestro a continuación.


Mide 30'5cm, por lo que es algo mas grande que un amigurumi normal. La lana que he utilizado ha sido acrílica 100% para el pelo y mezcla de algodón y acrílico para el resto. Los ojos son de plástico.

Y para que pueda lanzar sus flechazos amorosos lleva preparado el arco y la flecha hecha con alambre y goma eva.


En la parte de atrás le he puesto unas pequeñas alas dispares. ¿Por qué dispares? Para darle un toque travieso ya que Cúpido se representa como un niño y ya sabemos que los niños no suelen ir perfectos.

Creo que el resultado ha quedado bien, ¿que os parece?

8 comentarios:

  1. Jajajajajaja,pero que gracioso y simpático el cupido este.............Me encanta

    ResponderEliminar
  2. Gracias, viniendo de una ganchillera es un cumplido grande

    ResponderEliminar
  3. A ver si lanza muchas flechas, este cupido tan mono, que estamos a falta de mucho amor.. jajajajaj¡¡¡¡¡
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Le haré unas cuantas mas para que reparta buena cosa, jajajaaja

    ResponderEliminar
  5. Sí que está chulo, me encantan esos rizos rubios :)

    ResponderEliminar
  6. Los rizos son algo laboriosos pero nada complicados. Me gusto hacerlos creo que mi próximo muñeco tendrá el pelo largo.

    ResponderEliminar

Gracias por visitar mi blog y dejar tu comentario

No te pierdas...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...